viernes, 29 de junio de 2012

cronología de mi proceso de recuperación

Se cumplen hoy tres años de mi accidente vascular cerebral (AVC), así que aprovecho para hacer un resumen de cronología de mi proceso de recuperación, desde que sufrí el ictus hasta el día de hoy.
Debo comentar que muchos de los recuerdos que tengo son confusos y otros son claramente falsos y no correspondientes a hechos realmente acontecidos. Ya comenté  mi convencimiento de estar en Austria en la casita de las flores  por ser ése el plan que teníamos para aquel verano.
Explico allí también mi convencimiento de que mein Führer- o incluso sus hijos- me atendían, hechos todos que no son reales. Probablemente no fueron más que sueños
También tengo la certeza de otras confusiones.
Por ejemplo, estaba convencido de que mi fisioterapeuta (Jordi) era mi vecino del 3º- 2ª (Enric C.) el cual es médico pero no creo que trabaje en el clínico. De hecho, tuve que preguntar a Menchu para aclarar la confusión y me confirmó que sí tenían un cierto parecido.
También había un enfermero (Pere) que yo veía igual que un compañero del departamento (Pep B.)
Permítaseme pues relatar cronológicamente aquello que sí puedo posicionar con precisión en la coordenada temporal, sea porque lo recuerdo o porque he podido buscarlo después.
29 de Junio de 2009. Sufro el ictus en las condiciones relatadas en la entrada correspondiente 
Tengo recuerdos sueltos que no me son posibles de ubicar en el tiempo.
Por ejemplo visitas concretas de amigos y/o familiares que vinieron a verme.
Por aquellos tiempos, yo estaba completamente incapacitado para llevarme la mano a la cara de modo que no podía comer, ni aún siquiera ponerme/quitarme las gafas.
Sí recuerdo una visita del Míster del equipo (Alex S.) que me dio de comer como si fuera su hija Marta.
También las visitas diarias de mi hermano Ignacio que venía a darme de comer (o cenar)cada día. Al llegar, me decía: Hola Santi soy Ignacio ¿tienes hambre?
A lo que yo respondía:"Para comer (o cenar) sí"
Copio y pego de los diferentes informes de alta que obran en mi poder.
El día 29 de Junio de 2009 debuta con cuadro brusco de hemiparesia izquierda. Orientado
como ictus isquémico de territorio carotideo derecho (cuadro hemisférico derecho extenso), Se realiza trombectomía mecánica, consiguiendo repermeabilizar carótida distal y parte proximal de la arteria
Cerebral media. Posteriormente se realiza DynaTAC en DIVAS que demuestra una hemorragia ganglionar.

6 de enero de 2010
Sostengo la siguiente conversación con el Dr. Esteban C.
-E: ¿sabes qué día  es hoy?
-Yo: No
-E: Pues día de Reyes…Por tanto…
-E: 6 de enero
Los comestibles vienen a verme y me traen regalos:
-Un libro
- Un collarín
-Un marco digital
-Otras cosas
Es por eso que desde entonces digo que los Reyes no son los padres sino los hijos
16 de enero de 2010 (esta fecha he tenido que buscarla en Internet).
- Los bomberos de Barcelona se despiden de su cuartel del eixample con un castillo de fuegos artificiales. Escucho los petardos desde mi habitación.
Unas semanas más tarde pero no puedo precisar cuándo. La tuna universitaria viene a visitarnos a los enfermos allí ingresados y cantan Guantanamera
29 de diciembre de 2009.
Celebro mi cumpleaños en el hospital clínico de Barcelona
1 de febrero de 2010.
Abandono el Hospital Clínico para ir al Institut Guttmann a continuar con mi rehabilitación
8 de febrero de 2010
Como la Guttmann está situada en la colina de Can Ruti (131 m.), la nevada es particularmente intensa allí.No sé cómo llego yo sólo hasta una habitación desde la que puedo contemplar tranquilamente la nevada
21 de mayo de 2010.
Carolina cumple 9 años la víspera de su primera comunión.
Por primera vez en muchos meses, salgo a la calle para asistir al evento.
22 de mayo de 2010.
Primera comunión de Carolina
Ya he comentado -y repito- que muchos de los recuerdos que tengo son confusos y otros son claramente falsos y no correspondientes a hechos realmente acontecidos. Ya comenté   en otra entrada mi convencimiento de estar en Austria en la casita de las flores  por ser ése el plan que teníamos para aquel verano.
Explico allí también mi convencimiento de que mein Führer- o incluso sus hijos- me atendían, hechos todos que no son reales.
También tengo la certeza de otras confusiones.
Por ejemplo, estaba convencido de que mi fisioterapeuta (Jordi) era mi vecino del 3º- 2ª (Enric C.) el cual es médico pero no creo que trabaje en el clínico. De hecho, tuve que preguntar a Menchu para aclarar la confusión.
También había un enfermero (Pere) que yo veía igual que un compañero del departamento (Pep B.)
Permítaseme pues relatar cronológicamente aquello que sí puedo posicionar con precisión en la coordenada temporal, sea porque lo recuerdo o porque he podido buscarlo después
29 de Junio de 2009
Sufro el ictus en las condiciones relatadas en la entrada correspondiente 
Tengo recuerdos sueltos que no me son posibles de ubicar en el tiempo.
Por ejemplo visitas concretas de amigos y/o familiares que vinieron a verme.
Por aquellos tiempos, yo estaba completamente incapacitado para llevarme la mano a la cara de modo que no podía comer, ni aún siquiera ponerme/quitarme las gafas
Copio y pego de los diferentes informes de alta que obran en mi poder.
El día 29 de Junio de 2009 debuta con cuadro brusco de hemiparesia izquierda. Orientado
como ictus isquémico de territorio carotideo derecho (cuadro hemisférico derecho extenso), Se realiza trombectomía mecánica, consiguiendo repermeabilizar carótida distal y parte proximal de la arteria
Cerebral media. Posteriormente se realiza DynaTAC en DIVAS que demuestra una hemorragia ganglionar.
16 de enero de 2010 (esta fecha he tenido que buscarla en Internet).
- Los bomberos de Barcelona se despiden de su cuartel del eixample con un castillo de fuegos artificiales. Escucho los petardos desde mi habitación.
Unas semanas más tarde pero no puedo precisar cuándo. La tuna universitaria viene a visitarnos a los enfermos allí ingresados y cantan Guantanamera
29 de diciembre de 2009.
Celebro mi cumpleaños en el hospital clínico de Barcelona.
1 de febrero de 2010.
Abandono el Hospital Clínico para ir al Institut Guttmann a continuar con mi rehabilitación
Como la Guttmann está situada en la colina de Can Ruti (131 m.), la nevada es particularmente intensa allí.
21 de mayo de 2010..
Carolina cumple 9 años la víspera de su primera comunión.
Por primera vez en muchos meses, salgo a la calle para asistir al evento.
Me abro una ceja y requiero cura de urgencias en el C.A.P. de Manso.
 1 de julio de 2010
Dejo de estar internado en la Guttmann y continúo la rehabilitación en régimen de ambulatorio.
11 de junio de 2010
Recibo el alta definitiva(es un eufemismo para no decir que me echan) del Institut Guttmann y me voy para casa.
20 deSeptiembre de 2010.
Comienzo mi rehabilitación en la  U.E.N.del Centro Collserola.

22 de junio de 2010
Después de una ceremonia preciosa y una celebración exquisita, por la tarde me caigo del sofá en casa de mis suegros al intentar levantarme sin ayuda.
Me abro una ceja y requiero cura de urgencias en el C.A.P. de Manso.
1 de julio de 2010.
Dejo de estar internado en la Guttmann y continúo la rehabilitación en régimen de ambulatorio.
11 de junio de 2010.
Recibo el alta definitiva(es un eufemismo para no decir que me echan) del Institut Guttmann y me voy para casa.
20 de Septiembre de 2010.
Comienzo mi rehabilitación en la U.E.N. del Centro Collserola.

He intentado relatar una cronología lo más precisa posible pero esto es lo que me ha salido.
Como es de suponer, no podía anotar todo lo que iba sucediendo


He aquí un breve resumen de lo a mí acontecido y que espero ampliar próximamente
ADDENDUM 8 de Noviembre de 2016
30 de agosto de 2016
Soy intervenido de tendotomía en el hospital Clínico de Barcelona
3 de noviembre de 2016: Comienzo rehabilitación del pie en el hospital Clínico de Barcelona por la tendotomía.Me atienden David, Mateo (estudiantes) y Olga ( coordinadora)




viernes, 22 de junio de 2012

Ictus financiero


Hace un par de noches escuchaba a no-se-quién de la Comisión Europea referirse al rescate bancario español como paracetamol financiero y eso me inspiró el título de esta entrada.
Lamentablemente, mis escasos conocimientos de Neurociencias y nulos de Economía me imposibilitan dar contenido atractivo a tan sugestivo título.
Aún así recojo el guante y diré lo que pueda al respecto.
Recuerdo ahora aquel soneto de Lope de Vega: Un soneto me manda hacer Violante/ que en mi vida me he visto en tal aprieto.
Un soneto me manda hacer Violante,
que en mi vida me he visto en tal aprieto;
catorce versos dicen que es soneto:
burla burlando van los tres delante.

Yo pensé que no hallara consonante
y estoy a la mitad de otro cuarteto;
mas si me veo en el primer terceto
no hay cosa en los cuartetos que me espante.

Por el primer terceto voy entrando
y parece que entré con pie derecho,
pues fin con este verso le voy dando.

Ya estoy en el segundo, y aún sospecho
que voy los trece versos acabando;
contad si son catorce, y está hecho.

Siguiendo con esa idea, haré lo que pueda pero discúlpeseme si el contenido no responde a las expectativas de tan prometedor título.
Personalmente, estoy de acuerdo con quienes opinan que España está en la UVI.
No se cuánto nos faltará para llegar al estado de coma  pero mucho me temo que hacia allí vamos.
Afortunadamente, en la UVI financiera no sucede lo que en la UVI médica donde es normal pillar todo tipo de infecciones.
Yo mismo pillé una encefalitis y hasta una meningitis.
En mi caso, los facultativos no han podido llegar a ninguna conclusión sobre cuál pudo ser la causa de mi ictus. Diferente es el caso de la catástrofe económica en la que nos encontramos donde cada “experto” tiene su propia teoría.
Personalmente, a quien doy más credibilidad es al impagable profesor Santiago Niño Becerra, el cual, sí que venía advirtiendo desde hace tiempo sobre el precipicio al que nos estábamos asomando.
No envidio al neurocirujano que tiene ante sí un cráneo abierto sobre el que debe intervenir dañando lo mínimo posible la masa encefálica  que asoma.
Del mismo modo, tampoco envidio la tarea de nuestro primer ministro que tiene que actuar sobre nuestra economía procurando el mínimo de daños colaterales.
Si me hubiera quedado tieso en el quirófano, de nada habrían servido las excusas del cirujano (Señora, con lo que teníamos, ya hemos llegado bastante lejos. Todavía una parte de su marido puede sobrevivir donando sus órganos para un transplante) o en su versión política (Zapatero nos dejó el país arruinado  y hemos salvado lo que hemos podido. Nos dejó 6 millones de parados y ahora sólo quedan cinco)
Después de pasar por la UVI, tocará estar un tiempo en planta y luego habrá que asistir a terapias de rehabilitación.
Sin embargo, al igual que algunas dañadas neuronas de mi cerebro nunca serán recuperables, también sucederá que parte del tejido productivo que se ha destruido con este ictus financiero quedará inutilizado para 
siempre
.La buena noticia es que desde la UVI sólo se puede ir a mejor


Una entrada me manda hacer Violante “ictus financiero” titulada
Que completamente me siento en la estacada
Un A4 dicen que es entrada
Yo pensé que no hallara contenido en tal lanzada
Y veinte líneas llevo redactadas
Terminaré parafraseando a Heinrich Böll (pronúnciese jainrij Boel) quien en su famosa novela El honor perdido de Katerina Blum (acaso la más famosa por haber sido llevada al cine) dice que cualquier similitud entre los hechos relatados y personas reales o ficticias no es deliberado ni tampoco casual. Es simplemente inevitable.

viernes, 15 de junio de 2012

Telemedicina


Tal y como comentaba ayer que haría, hoy he asistido a una presentación de telemedicina que las Doctoras Bascuñana y Cerezuelo nos tenían preparada.
Por definición, las personas con movilidad reducida tenemos dificultad para recibir asistencia médica presencial.
Afortunadamente, algunos profesionales lo han entendido y han decidido aplicar las tecnologías de la Información y comunicaciones para solventar esa dificultad.
Ya comenté en otra ocasión el desarrollo de una aplicación de este tipo por parte de Ingenieros de la UPC y médicos del Hospital de Sant Pau.
La doctora Bascuñana presenta la aplicación a los medios
Mientras los autoproclamados agentes sociales se llenan la boca diciendo que la salida de la crisis será por la vía de la I+D, algunos profesionales ya se han puesto manos a la obra para llevarlo a cabo.
Acceso a la aplicación de telemedicina

jueves, 14 de junio de 2012

Vómitos



Como se que las personas que me quieren  vienen aquí para alegrarse de mis mejoras, procuro evitar dar malas noticias.
Sin embargo, me veo hoy en la obligación de contar algo negativo.
Después de todo, busco en este blog que personas que han sufrido lo mismo o parecido, encuentren puntos en común.
Tengo entendido que las personas que padecen una crisis cardíaca (infarto, angina de pecho, etc.) sufren también grandes vómitos.
No es ése el caso de los accidentes vascular-cerebrales. (Los AVC’s)
Pero una secuela que parece sí dejan los AVC’s es un trastorno compulsivo. Algún día dedicaré una entrada monográfica al respecto. De hecho, ya la tengo escrita.
En mi caso, por ejemplo, he pasado a comer de forma acelerada y compulsiva y mucha más cantidad de la que necesito.
Ya mucho antes de mi accidente solía pillar un buen empacho de comida un par de veces al año.
Normalmente, coincidía con un viaje de trabajo en que me dedicaba a comer y comer por simple aburrimiento. Recuerdo ahora mismo dos. Uno en Zaragoza y otro en Alicante. Yo me jactaba de comer hasta encontrarme mal de la barriga. Claro que entonces era joven y sano. No como ahora, que voy para el medio siglo y mi salud ha pasado a la columna de “aspectos a mejorar”.
Así las cosas, el pasado domingo salí a comer pulpo a feira con mi tío Choy y mi madre a un restaurante gallego. .
Supongo que, efectivamente, comí rápido y más de la cuenta.
Ayer, en terapia me dieron bastante caña y me encontré mal.
Y por la noche explotó todo.
Supongo que debería haberme abstenido de cenar. Pero no lo hice pensando en el hambre que tendría hoy en piscina.
Cuando estaba en la cama, mi estómago hacía unos ruidos espantosos que despertaron a Menchu:
“Ese ruido ¿es tu estómago?
Anda, vete al lavabo, no te vayas a hacer caca en la cama.
Y, al incorporarme, comencé a vomitar.
¡Pobre Menchu!
Con lo que lleva sufriendo por mí estos tres años y esto que no se acaba.
Vomité un par de veces por la noche y luego otra vez esta mañana.
Tal es así, que  he tenido que cancelar mi sesión de hidroterapia pues necesito estar recuperado para mañana que la “Bascu” me tiene preparada una sesión de telemedicina de la que ya os hablaré.
No creo necesario explicar a mis lectores lo indigesto que es el pulpo


De penas y grandes cenas…. … ………. ……

ADDENDUM

Jueves, 15 de junio de 2012-06-2012
Hoy Carolina se ha puesto como estaba yo ayer. El problema era un virus intestinal y no un atracón de pulpo
Así que la buena noticia es que no fue culpa mía hacerle pasar una mala noche a Menchu.
La mala noticia es que, como virus que es, resulta contagioso y se lo he pasado al resto de la familia

Comentarios y entradas